Cómo manejar automático: los errores que no debes cometer

La gran diferencia es que no pasas marchas, ni hay pedal de embrague. Aquí te contaremos más detalles, pero te adelantamos que no debes usar nunca tu pie izquierdo para conducir un automático.

Coche automático: ¿Qué quiere decir?

Los carros automáticos son aquellos en donde las marchas se pasan por sí solas mientras pisas el acelerador. No tienen una palanca de cambios como los coches estándar, ni tampoco pedal de embrague o clutch.

Para quienes nunca han conducido un carro puede ser más fácil aprender en un coche automático, puesto que no hay que lidiar con el paso de marchas, ni la coordinación entre pie izquierdo y derecho, con el embrague y acelerador.

El coche automático de igual forma tiene una palanca de marchas, las que normalmente tienen la nomenclatura de 4 marchas diferentes: P, R, N y D. Pero ¿Qué son estas letras?

  • La P, quiere decir Parking, o “estacionar” y sirve para enganchar el carro cuando se encuentra detenido por completo.
  • La R, es Reverse o reversa; que es donde el coche irá hacia atrás.
  • La N, es Neutro, más conocido como punto muerto.
  • La D, Direct o directa, quiere decir que la caja automática del coche irá pasando de marchas desde la primera hasta la última marcha. En la actualidad hay carros de 4, 5, 6 y hasta 10 marchas en cajas automáticas.

¿Cómo conducir un coche automático?

Lo primero es encenderlo. Para encenderlo, la palanca debe estar en P. Recuerda que para mover la palanca de marchas de un automático debes pisar el pedal del freno siempre. En un coche automático, tienes el pedal del freno a la derecha y el del freno al lado izquierdo.

Cuando estés sentado en el coche y hayas verificado que está en P, entonces pisa el freno y dale contacto. Mientras esté en P, puedes soltar el freno para calentar el motor.

Si quieres andar hacia delante o atrás, pon la D o R según corresponda, siempre con el pedal del freno pisado. Al momento de soltar el pedal del freno, el carro comenzará a moverse, por lo que debes estar atento cuando lo sueltes para que puedas empezar a maniobrar.

Para iniciar un recorrido en D, pisa el freno, pon D y simplemente acelera. Cuando te toque frenar, saca el pie derecho del acelerador y pisa el freno. Nunca, por ningún motivo, uses tu pie izquierdo mientras manejas un automático.

Como en los autos estándar se usa el pie izquierdo para pisar el clutch, aquí ese pie sobra; déjalo apoyado en el suelo y ni lo acerques a los pedales. Ni en estándar ni en automáticos se usa el pie izquierdo para frenar.

Si usas tus dos pies, podrías perder el control del auto, ya que instintivamente vas a frenar y acelerar a la vez.

¿Comprarás un carro usado?
Consulta su historial de placas actualizado en el Informe Autofact
user-vehicle
Autofact

Manejar un automático: ¿Cuáles son los principales errores?

Aunque sea más fácil que conducir un coche estándar, manejar un automático también invita a cometer ciertos errores que debes evitar para cuidar tu vida y la integridad de tu coche.

  1. Jamás uses N con el coche en marcha. Si lo haces a gran velocidad o en bajadas podrías perder el control del auto, dado que los frenos actúan mejor cuando las llantas van rodando en alguna marcha. Lo mismo ocurre con la capacidad de tracción del carro.
  2. Si te detienes más de un minuto no dejes la palanca en D pisando el pedal del freno. Si lo sueltas el auto irá hacia delante y podrías chocar ligeramente a alguien. Además, el coche no necesita estar con la transmisión en marcha si estás detenido. Si te detienes, pisa el freno y pon P.
  3. Nunca pongas P sin estar 100% detenido. Si lo haces con el auto en movimiento podrías romper la transmisión del coche. Esto ocurre porque la P bloquea la transmisión, si lo haces andando la estás trancando.
  4. Usar los dos pies para manejar. Para conducir un coche automático usarás solamente tu pie derecho, sea para acelerar o frenar. El pie izquierdo lo puedes llevar apoyado a un costado del pedal del freno o en cualquier parte del piso del carro, total no lo vas a usar nunca.

También te podría interesar:

Compartir
Subir